¿Qué son los comandos de Google?

El buscador de Google es una herramienta tan potente que es capaz de mostrar millones de resultados en tan solo unas décimas de segundo. Sin embargo, muchas personas desconocen que una serie de símbolos y caracteres pueden cambiar drásticamente las páginas que aparezcan. Estos se denominan comandos de Google, y en este artículo explicamos qué son y cómo usarlos.

¿Qué son los comandos de Google?

Cuando se inserta una palabra en el buscador, el motor facilitará un listado con las páginas web que incluyan determinada palabra o grupo de ellas. Los resultados se ordenarán, posteriormente, en base a su relevancia, número de visitas, concordancia con lo que se ha buscado, etc. Sin embargo, con este tipo de atajos podemos ir más allá.

Se trata, en términos generales, de atajos que permiten obtener mejores resultados. De esta forma, utilizarlos adecuadamente es clave para acotar el número de páginas que se expongan, y proporcionando un número menor pero con información que resulte verdaderamente relevante.

Hay que dejar claro que su importancia no solo radica en que cualquier persona puede encontrar lo que está buscando de una forma más eficaz, sino que también es un elemento clave profesionalmente hablando. En el SEO, por ejemplo, los podemos emplear para averiguar información que permita optimizar el posicionamiento de un negocio.

¿Cómo usarlos?

A pesar de la gran facilidad con la que se insertan, aún existen muchas personas que no saben cómo usarlos. Simplemente debemos escribir el término o símbolo adecuado junto con las palabras que se van a buscar. No obstante, es fundamental escribirlos en la posición exacta y respetando incluso los espacios. De no ser así, no funcionarán y lastrarán el proceso de búsqueda.

Existen distintos tipos de comandos, cada uno con un uso distinto. Por ejemplo, algunos nos permiten obtener información adicional de la búsqueda que se va a realizar, otros posibilitan limitar las búsquedas a los que incluyan las palabras que se han insertado de forma exacta, y otros pueden restringir las páginas que contengan un determinado enunciado.

Los comandos más utilizados en Google

En esta sección damos a conocer algunos ejemplos de comandos y su modo de utilización.

1. Concordancia exacta

Cuando insertamos una palabra compuesta (por ejemplo, marketing online), muchos resultados incluirán los dos términos juntos. Sin embargo, algunos los tendrán separados, de modo que no concuerden con lo que se necesita. Para evitarlo, se utilizarán las comillas antes y después de las palabras que deben aparecer exactamente igual.

Respecto a lo anterior, tampoco aparecerán páginas basadas en sinónimos, variaciones de género, número ni de persona en el caso de los verbos. Es tan fácil como introducirlo de este modo: “marketing online“.

2. Restringir una palabra

Otro caso que se puede dar es que, al buscar un determinado enunciado, salgan resultados que incluyan otra palabra con la que habitualmente se relaciona dicho enunciado, pero que no nos interesa en ese momento. Para evitar esto, solo es necesario incluir un guion corto (-) antes de la palabra que se desee restringir de los resultados.

Por ejemplo, al introducir “guía para el posicionamiento web”, puede que la mayoría de páginas sean enlaces a conferencias. En tal caso, se pueden eliminar esos resultados para que nos muestre una guía que no se base en conferencias, sino en texto. Para ello, lo debemos cambiar por: guía para el posicionamiento web -conferencias.

Podemos utilizar el método anterior, igualmente, para excluir frases completas. Por ejemplo, si se buscan conferencias pero no una en concreto, puede excluirse esa de la siguiente forma: guía para el posicionamiento web -“conferencia de la Universidad de Houston” (hay que emplear las comillas para que el motor comprenda que no se debe limitar a excluir la primera palabra tras el guion).

3. Buscar un término u otro

En la mayoría de los casos, las búsquedas se limitan a una palabra clave, pues es la forma simple. Sin embargo, le podemos indicar al motor que muestre páginas que incluyan un término u otro. Para ello, basta con incluir OR entre ambas palabras, o bien insertar la barra vertical [|].

A modo de ejemplo: para encontrar páginas que traten el diseño web y el diseño online, incluir uno de los dos símbolos entre los dos grupos de palabrasnos permitirá no tener que hacer dos búsquedas distintas y disponer de una gama de resultados mucho más enriquecida. Quedaría así: diseño web OR diseño online (o diseño web | diseño online).

4. Incluir palabras

Se puede ordenar al buscador, igualmente, que muestre resultados que incluyan el término clave acompañado de otra palabra. Así, le otorgaremos el protagonismo a la palabra insertada de forma convencional, que es la que debe aparecer de manera predominante, pero las páginas mostradas tendrán también el otro término.

Un caso práctico puede ser si se busca “posicionamiento para negocios” y se desea comprobar si las páginas acompañan este resultado de alguna especialización comercial, como el turismo. En este caso, introduciremos lo siguiente: posicionamiento para negocios +turísticos.

De manera similar a lo anterior, es posible incluir una frase completa en lugar de una palabra. De esta forma, se requiere utilizar las comillas para delimitarla y ordenarle a Google que la tenga en cuenta. Retomando el ejemplo, quedaría así: posicionamiento para negocios +”turísticos valencianos”.

5. Basarse en sinónimos

Este comando es de los más útiles, ya que nos evita tener que hacer repetidas búsquedas con palabras parecidas. Para enriquecer los resultados y ampliar el campo léxico de la keyword, se debe acompañar el término de una virgulilla.

Si, por ejemplo, deseamos encontrar páginas que traten el marketing para empresas, pero que igualmente incluyan la palabra “negocios” o “compañías”, el procedimiento sería el siguiente: hay que insertar la palabra clave principal seguida de los dos sinónimos, que irán ambos acompañados de dicho símbolo. Es decir: “marketing para empresas” ~negocios ~compañías.

6. Buscar en páginas específicas

Muchas veces no todos los resultados pueden ser adecuados, sino que solo nos interesan aquellos que provienen de páginas web fiables, instituciones o sitios de autoridad. También puede ser que tengamos predilección por una web y solo se necesite obtener información de esa.

El procedimiento es muy sencillo. Basta con entrecomillar el término o enunciado que se desea encontrar y añadir después la dirección del sitio web donde debe estar dicha palabra precedida por “site:”. Por ejemplo: site:www.WTO.org “sectores del comercio internacional”.

7. Buscar en páginas similares

De manera similar al comando anterior, tenemos la opción de indicarle que busque en páginas web relacionadas con la insertada. Esto es muy importante para descubrir nuevas fuentes de información que resulten igual de significativas que los sitios por los que se muestra predilección.

Para utilizar este comando, solo tenemos que insertar lo mismo que en el número 6, pero cambiando “site” por “related. Es decir, quedaría lo siguiente: related:www.wikipedia.es “publicidad durante el siglo XX”.

8. Comprobar información sobre una página web

Los comandos no solo ayudan a filtrar los resultados o a enriquecer el listado de webs. También los podemos usar para obtener información de un sitio web en concreto. Esto es esencial si queremos determinar si se trata de una fuente fiable, si tiene prestigio o si es visitada por una gran cantidad de personas.

En tal caso, debemos incluir la palabra “info” justo antes de la dirección de la página cuya información queramos conocer. Por ejemplo: info:www.elpais.com

9. Buscar la versión en caché de una web

Cuando se nos muestran los resultados, esas páginas se corresponden con la versión más actualizada. Sin embargo, no siempre tiene por qué hacernos falta, sino que a veces puede que necesitemos una más antigua que esté almacenada en caché. Para ello, utilizaremos la palabra “cache” seguida de dos puntos y, posteriormente, la dirección.

Por ejemplo, para acceder a una versión antigua de Blogger, utilizaremos el siguiente comando: cache:www.blogger.com. De este modo, accederemos a la que esté guardada en caché.

10. Basarse en un rango de números

Este comando es un recurso muy útil para ampliar los resultados que nos aparezcan. Si no estamos buscando una cifra exacta que acompañe a nuestro término principal, sino que la cantidad debe situarse dentro de un rango, utilizaremos dos puntos seguidos.

Un ejemplo lo encontramos en la siguiente búsqueda: si lo que queremos encontrar son páginas que encuentren listas de entre 10 y 40 plugins, utilizaremos nuestra palabra principal con las dos cifras separadas por los dos puntos: los mejores 10..40 plugins.

11. Encontrar resultados de ciertos autores

Nuevamente, la clave para dar con información veraz y prestigiosa es el uso de comandos como este. Solo hay que tener en cuenta el autor del que deseamos encontrar la información para, posteriormente, introducirlo en el campo de búsqueda precedido por el término “inpostauthor” y dos puntos.

Es decir, si queremos encontrar páginas que muestren información escrita por Seth Godin, debemos escribir lo siguiente: inpostauthor:Seth Godin.

En definitiva, los comandos de Google son la mejor opción para encontrar información fiable, diversificar los resultados y adaptar nuestra estrategia de SEO a una que esté mejor encaminada. Asimismo, existen muchos más que pueden ayudarnos al mismo fin, siempre que los introduzcamos de manera correcta.

✅ Si estás pensando en hacer un software de gestión para tu empresa nosotros te lo hacemos en un Plis Plas: >> Enviar un e-mail <<

Leave A Comment

0

No hay productos en el carrito.